Leche de fórmula

¿Cómo mezclar diferentes leches de fórmula?

La alimentación es una de las fases más delicadas para el crecimiento saludable de tu bebé. La lactancia materna no siempre es apta para todos los pequeños, ni tampoco escogida por todas las mamás.  ¿Cuál es la mejor leche artificial? ¿cómo mezclar diferentes leches de fórmula? te damos todas las respuestas. 

Cuando la alimentación de un bebé se basa en las leches artificiales es importante conocer toda la información, sobre todo, si pretendes mezclar diferentes leches de fórmula.

Como Mezclar diferentes leches de formula

Julenochek

Otra de las cuestiones que más incógnitas guarda es si se puede recalentar un biberón o congelarlo. Descúbrelo.

Leche artificial en el recién nacido

No existen contra indicaciones para afirmar que la leche artificial no es lo suficientemente buena para el crecimiento y desarrollo de los bebés. A día de hoy, existen muchos tipos de leches de fórmula adaptadas a las necesidades y características de cada niño.

En cualquier caso, es adecuado consultar con el pediatra qué tipo de leche de fórmula es mejor para cada recién nacido. Teniendo especial cuidado con los pequeños con intolerancias y alergias que hacen que no puedan tomar todo tipo de alimentos.

Por otro lado, durante la lactancia artificial es importante conocer cómo esterilizar los biberones y las tetinas, así como respetar las cantidades necesarias indicadas por cada fabricante.

¿Cómo mezclar leche ar y normal?

Mezclar leche antiregurgitación y leche normal no tiene por qué ser perjudicial para tu bebé. Incluso es recomendable, salvo que tu médico te indique lo contrario.

Las características de este tipo de leche, están basadas en una composición que ha sido tratada especialmente para que los bebés no tengan reflujos. Para ello:

  • Contienen menos cantidad de grasa, con el fin de que las digestiones sean mucho más ligeras. Este tipo de leche es mucho más ligera que las normales para que el bebé no regurgite con tanta asiduidad.
  • Su textura es más espesa, gracias a elementos que la hacen más gruesa reduciendo los reflujos. Por lo general, se utilizan espesantes como el almidón de arroz, el de maíz y las semillas de algarrobo con el fin de que la leche antiregurgitaciones pueda asentarse bien en el estómago. La leche ar al ser más espesa, se recomienda mezclarla con la leche normal, batiéndola bien para que no se obstruya en la tetina del biberón.
  • Incluyen caseína, una proteína de origen vacuno esencial para la alimentación infantil. Esta proteína ayuda al desarrollo muscular y óseo de los recién nacidos.

Mezclar la leche ar con la leche normal no tiene ningún inconveniente, es más, esta mezcla facilita al bebé su succión, ya que hace que la textura de la leche sea mucho más fina.

¿Cuáles son las consecuencias de los cambios de leche en los bebés?

A veces, cabe pensar que si cambiamos la leche de nuestro pequeño o alternamos las diferentes tipos de leche de fórmula nuestro recién nacido estará mejor alimentado. No existen evidencias científicas de que alternar las leches de fórmula en la alimentación de tu pequeño sea bueno o malo.

No obstante, es imprescindible leer siempre bien las etiquetas con los componentes de cada marca, así como de consultar con nuestro pediatra antes de realizar cualquier pequeño cambio en la alimentación de nuestro bebé.

Un recién nacido se está preparando aún para el mundo, esta vez fuera de la tripa de su mamá. Por este motivo, su aparato digestivo aún no está listo para recibir todo tipo de alimentos, ni para afrontar cambios.

Cambiar la leche en los bebés sin consultar con un especialista puede provocar en el recién nacido: gases, vómitos, diarreas, alteraciones nerviosas, alergias, etc.

No hay nada malo en alternar o mezclar diferentes leches de fórmula, pero siempre con la supervisión adecuada. Su pediatra podrá indicarte cuál es la combinación más adecuada de leches para la correcta alimentación de tu bebé y cómo mezclar diferentes leches de fórmula.

Forgot your details?