Pruebas embarazo

Diferencia entre amniocentesis y cordocentesis

La cordocentesis y la amniocentesis son dos pruebas médicas que, debido a su carácter invasivo y el miedo que suscitan entre las futuras mamás, suelen generar confusión. Aunque tu médico estará encantado de explicarte la diferencia entre amniocentesis y cordocentesis, a continuación encontrarás toda la información que necesitas sobre la prueba del embarazo de la cordocentesis y la de la amniocentesis, así como sus técnicas respectivas.

diferencia-entre-amniocentesis-y-cordocentesis

Cordocentesis y amniocentesis: ¿es lo mismo?

Si bien es cierto que la amniocentesis y la cordocentesis presentan ciertas semejanzas y detectan enfermedades muy similares, la técnica de la amniocentesis y la técnica de la cordocentesis son diferentes y han de practicarse en momentos distintos. A continuación encontrarás una relación de las diferencias entre amniocentesis y cordocentesis que has de conocer:

  • La semana de la amniocentesis oscila entre la número 15 y 16, mientras que la cordocentesis fetal ha de realizarse a partir de la semana 20 de embarazo para garantizar que el cordón umbilical tenga el grosor adecuado.
  • Aunque los riesgos de la cordocentesis y los de la amniocentesis son similares, el riesgo de aborto de la cordocentesis es mayor que el segundo: hasta un 6% de probabilidad frente al 1% de la amniocentesis.
  • La prueba de la amniocentesis toma una muestra de líquido amniótico; la cordocentesis fetal lo hace de la sangre del cordón umbilical que une al bebé con su madre.
  • Puedes disponer de los resultados de la cordocentesis mucho antes que los resultados de la amniocentesis, concretamente entre 48 y 72 horas después de la realización de la prueba.

Forgot your details?