La mamá

Molestias frecuentes

Sangrado

¿Es normal manchar en el tercer trimestre del embarazo?

El tercer trimestre del embarazo es el periodo comprendido entre la semana 28 y la 40. En esta etapa se produce el mayor crecimiento y desarrollo del bebé y es también la etapa en la que el cuerpo de la mujer se prepara para el momento del parto. ¿Es normal manchar en el tercer trimestre del embarazo? Continúa leyendo y conoce la respuesta

Muchas mujeres pueden experimentar un leve manchado durante las últimas semanas del embarazo, una situación que, sobre todo en las madres primerizas, puede llegar a sembrar muchas dudas, incluso alarmar.

¿Es normal manchar en el tercer trimestre del embarazo?

Saulich Elena

Sin embargo, la gran mayoría de los manchados que tiene lugar durante el tercer trimestre del embarazo, no suelen conllevar riesgo alguno para el futuro bebé. No dudes en consultar con tu doctor, siempre es recomendable acudir al ginecólogo para que pueda valorar si se ha producido algún daño o, simplemente, se trata de un manchado normal, típico de estas semanas de gestación.

En cualquier caso, si durante el primer trimestre del embarazo sangras levemente, infórmate y descarta las posibles situaciones peligrosas para el bebé y para ti.

Causas del manchado al final del embarazo

Las causas del manchado al final del embarazo, es decir, durante el periodo que comprende desde las 28 semanas hasta la 40, pueden ser diferentes:

  • Una de las más frecuentes es que este manchado se produzca después de que la madre haya mantenido relaciones sexuales, o bien, que ésta se haya sometido a una ecografía vaginal por prescripción médica. En este caso, estos manchados no suelen durar más de un día, y la sangre que se desprende suele ser roja, muy oscura tirando a marrón.
  • Por otro lado, las madres que tienen placenta previa (que es aquella que está colocada sobre el cérvix y cubre de forma parcial o total el cuello del útero) también pueden sufrir un leve manchado durante las últimas semanas del embarazo. En este caso, el color de la sangre puede llegar a ser bastante intenso, y muchas mujeres se ponen de parto unos días después de que se haya producido.
  • Otra de las causas del sangrado vaginal en el tercer trimestre del embarazo puede ser una infección vaginal o en el cuello del útero. Las infecciones vaginales durante el embarazo son muy frecuentes y se producen, sobre todo, por la sensibilidad al calor, a la humedad, o por el exceso de flujo que se acumula en la zona de la vagina. La mayoría de estas infecciones son provocadas por hongos o bacterias, y cuentan con tratamiento médico muy eficaz para curarlas.

Recomendaciones y cuidados del manchado en el tercer trimestre del embarazo

Para prevenir este tipo de infecciones, los expertos recomiendan que la mujer embarazada se cambie con frecuencia la ropa interior, que evite el uso de salvaslips, que se lave la zona vaginal con jabones específicos y sin usar esponja, que utilice el preservativo cuando vaya a mantener relaciones sexuales, que evite llevar ropa húmeda durante un largo periodo de tiempo y que no se depile o se rasure la zona vaginal.

Si quieres conocer todos los detalles de la alimentación, los últimos preparativos, los mejores cuidados y las pruebas médicas de esta etapa, sigue leyendo más sobre el tercer trimestre del embarazo semana a semana. 

Diferencias entre manchado y sangrado

Manchar en el tercer trimestre del embarazo es muy normal y  suele presentarse hasta en un 10% de los casos y en el primer trimestre en un 25% de las futuras mamás. Sin embargo, es importante saber diferenciar un manchado de un sangrado y conocer cómo hemos de actuar en ambos casos.

El manchado suele ser la expulsión de una pequeña cantidad de sangre, mezclado con el flujo vaginal frecuente de esta etapa del embarazo. En ningún caso un manchado suele llegar a mojar la ropa interior ni tampoco impregna una compresa o salvaslip.

En el caso del sangrado, el flujo sanguíneo es mucho más intenso, suele traspasar la ropa interior, y a veces, puede ir acompañado de dolor. En este caso, es necesario que la embarazada acuda al hospital a la mayor brevedad posible, porque podría estar ante una amenaza de aborto o de parto prematuro.

Forgot your details?