Líquido amniótico

Funciones del líquido amniótico en el embarazo

Funciones del líquido amniótico
Las funciones del líquido amniótico son muy importantes. Entre las principales tenemos:

  • Regular la temperatura del feto: Los cambios bruscos en la temperatura exterior no afectan al futuro bebé. Por ejemplo, si la madre se encuentra en un clima con temperaturas  altas en verano y bajas en invierno, el líquido amniótico ayudará a mantener al feto en la temperatura ideal.
  • Incorpora nutrientes: El feto tragará parte del líquido amniótico para obtener algunos nutrientes de él.
  • Permite el movimiento del feto: Con el líquido amniótico el futuro bebé podrá moverse a sus anchas hasta las últimas fase del embarazo.
  • Protección anti-golpes: Si la embarazada sufre algún golpe, el líquido amniótico ayudará a amortiguarlo.
  • Protección contra los microbios externos: El líquido amniótico evita las infecciones y otras complicaciones, pues protege al feto de los microbios que puedan entrar desde la vagina de la madre.

Para evaluar el estado del líquido amniótico, las embarazadas que lo deseen pueden someterse a la prueba de la amniocentesis en el segundo o tercer trimestre de embarazo. Esta prueba médica invasiva ayuda a evaluar el riesgo de espina bífida, Síndrome de Down (según el nivel de la Alfa-feto-proteína) o infecciones intrauterinas.

Saber más sobre el líquido amniótico

Forgot your details?