5 consejos para cuidar tu piel durante el embarazo

Cuida tu piel durante el embarazo

Natalia Deriabina|| Shutterstock

Durante el embarazo, las mujeres sufren una serie de alternaciones metabólicas y hormonales que se manifiestan de forma interna, pero que también se ven reflejadas en el aspecto externo, sobre todo en la piel. Descubre 5 tips para cuidar tu piel durante el embarazo.

Consejos para cuidar la piel durante el embarazo

Estrías, manchas, arañas vasculares y varices, acné, o celulitis. Son algunas de las principales manifestaciones que los cambios hormonales del embarazo dejan en la piel de la futura mamá. Los productos Cerave te ayudan a cuidar la piel durante toda la gestación, y Cerave crema hidratante te proporciona una hidratación profunda e inmediata desde el primer día.

La piel de la futura mamá es muy susceptible a todas las alteraciones que se producen en su cuerpo durante la gestación. Por ello, su cuidado durante el embarazo es fundamental.  Para que  después de dar a luz, la dermis vuelva a lucir un aspecto radiante, libre de estrías, manchas, granitos o flacidez hay que tener un cuidado extra. Por eso, te ofrecemos unos sencillos consejos para cuidar tu piel durante el embarazo:

1. Cuida tu alimentación

Uno de los consejos más efectivos que puede seguir la mujer embarazada para cuidar su piel, es llevar una alimentación sana y equilibrada durante todo el embarazo. Y es que la dieta es fundamental para garantizar el crecimiento del bebé y para que la futura mamá goce de un buen estado de salud a la vez que cuida su piel.


Por ello,  es recomendable consumir frutas y verduras de temporada a diario. Asimismo, se debe evitar la ingesta de grasas saturadas, reducir el consumo de sal y de azúcar refinada, y suprimir la ingesta de bebidas gaseosas altamente azucaradas; son hábitos saludables que contribuyen al cuidado de la piel durante el embarazo.

El consumo de alimentos ricos en proteínas, como la carne blanca, la carne roja, el pescado o las legumbres, estimula la producción de nuevas fibras musculares. De esta manera, se evita la aparición de flacidez después de dar a luz.

2. Hidrátate por dentro y por fuera

Durante el embarazo, el cuerpo de la mujer aumenta los requerimientos de agua. Esto se debe en gran medida, al aumento del peso corporal de la futura mamá. Pero la ingesta de líquidos es también fundamental para conservar una piel sana durante todo el embarazo. Por eso, se recomienda que la mujer embarazada tome entre 2 y 2,5 litros de agua cada día.

Asimismo, la piel de la futura mamá necesita recibir un extra de hidratación durante esta etapa. Esta hidratación, se puede conseguir a través del uso diario de cremas y lociones elaboradas con componente naturales, con efecto hidratante y también anticelulíticos o antiestrías.

3. Protege tu piel del sol

La acción de las hormonas en el embarazo deja la piel muy desprotegida frente a la acción de los rayos solares. Por este motivo, las mujeres embarazadas deben utilizar una crema de protección solar factor +50 o pantalla total durante cualquier época del año.

Con este tipo de protección se evita la pigmentación y la aparición de manchas, así como el fotoenvejecimiento, un proceso que tiene lugar sobre todo durante el embarazo, cuando la piel de la mujer está más sensible.

4. Evita los cambios bruscos de temperatura

Está demostrado que los cambios de temperatura demasiado bruscos provocan la ruptura de algunos capilares. Dejando así la piel enrojecida, sobre todo, en algunas zonas de la cara, como la nariz y los pómulos.

5. Practica ejercicio moderado

Además de todos estos cuidados básicos para mantener una piel sana en el embarazo; es conveniente la práctica de ejercicio físico moderado para favorecer la tonificación de los músculos y contribuir a la flexibilidad de la piel.

  • ¿Te ha servido de ayuda?
  • No

© 2008 - 2019 elembarazo.net. Todos los derechos reservados.

o

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

o    

¿Olvidó sus datos?

o

Create Account