El embarazo

Antojos dulces en el embarazo

¿Estás embarazada y tienes unas ganas irresistibles de comer chocolate o de “devorar” pasteles? ¡Son los antojos del embarazo! Los antojos dulces en el embarazo son los más frecuentes y por ello hoy te contamos qué significan y cómo actuar frente a ellos.

Ganas de dulce en el embarazo

Dean Drobot

Los antojos en el embarazo

Éstos se traducen como un deseo irresistible de comer ciertos alimentos y son muchas las mujeres embarazadas las que los “sufren”.

Existen antojos dulces y salados en el embarazo, y la verdad es que los expertos no se ponen de acuerdo en las causas que los provocan. Algunos afirman que son debidos a ciertas carencias del organismo, otros los achacan a los cambios hormonales y otros incluso los relacionan con factores emocionales.

Sea cuál sea la causa que provoque los antojos, deberás tener siempre presente que es muy importante mantener una alimentación sana y  equilibrada durante tu gestación. Así que te sugerimos los antojos más saludables para embarazadas.

Es por este motivo que, sin agobiarte, deberás saborear y disfrutar de aquellos antojos saludables en el embarazo y buscar alternativas para los que no lo son tanto. Esto, además del aumento de peso innecesario, te ayudará a prevenir ciertos desajustes en tu organismo.

Es bastante habitual tener antojos de cosas dulces en el embarazo, y sentir unas ganas “locas” de comer chocolate, pasteles, o galletas, entre otros. Pero también es normal que te apetezcan de repente los alimentos salados o muy condimentados, los alimentos y bebidas frías, o comidas que antes de esta etapa de tu vida te resultaban incluso desagradables.

Los antojos dulces y salados en el embarazo se producen sin más y pueden presentarse a cualquier hora del día o de la noche.

Antojos dulces en el embarazo

Sentir debilidad por los alimentos dulces durante la gestación es algo que se produce con bastante frecuencia. Y es posible que no puedas resistirte frente a unos deliciosos chocolates, tartas o pasteles de chocolate. Generalmente, se relacionan con una bajada de glucosa en sangre, después de varias horas sin comer.

Antojos saludables en el embarazo



No pasa nada porque un día te “hinches” a comer pasteles, pero esta actitud puede resultar peligrosa cuando se convierte en un hábito. Debes tener en cuenta que los dulces suelen aportar muchas calorías pero pocos nutrientes. Pueden suponer un incremento de peso y derivar en una diabetes gestacional provocada por los cambios en los niveles de glucosa e insulina en sangre.

Unos índices de glucemia altos podrían aumentar el riesgo de padecer algunas complicaciones y en definitiva, no resultan beneficiosos ni para la mamá ni para el bebé.

Es importante que mantengas una alimentación en el embarazo equilibrada y que controles el consumo de dulces, especialmente en el segundo y tercer trimestre de gestación.

Te recomendamos que conviertas tus antojos dulces en antojos saludables en el embarazo. Las frutas son una buena opción y te aportarán además las vitaminas, los minerales y la fibra que necesitas. También puedes optar por los dulces caseros, los batidos o los zumos.

Antojos salados en el embarazo

Los antojos salados son también bastante frecuentes en estos nueve meses. Se relacionan con la falta de sodio en el organismo y la necesidad de suplirlo cuanto antes.

Durante el primer trimestre, las náuseas junto a un aumento en los niveles de progesterona, pueden hacer que los niveles de sodio en tu organismo desciendan.

Nuestro consejo, es que optes por los antojos saludables en el embarazo. Escoge aquellos alimentos salados que cuenten con un valor nutritivo más alto. Evita las patatas fritas, así como otros alimentos que no resultan ser precisamente sanos.

ganas de dulce en el embarazo

¿Qué significan tus antojos dulces y salados en el embarazo?

Los antojos dulces en el embarazo suelen ser los antojos más habituales y, entre ellos, el chocolate. Suele relacionarse con una falta de magnesio, cromo y vitaminas del complejo B.

Los antojos salados, como de patatas fritas, anchoas o boquerones, como ya hemos comentado pueden estar provocados por una falta de sodio en tu organismo.

Si te apetece comer carne y embutidos es posible que tengas carencias de hierro y proteínas.

El antojo de pan y pasta se relaciona con la necesidad de fibra o glucosa. Y si son los alimentos grasos, como una pizza o los fritos, los que te llevan de cabeza, es posible que necesites incorporar más grasas a tu dieta. Puedes sustituirlos por una opción más sana como es el aguacate.

Por otro lado, si tu cuerpo te “pide a gritos” queso a todas horas, es que quizás requieras un mayor aporte de ácidos omega 3.

Muchas embarazadas también sienten la necesidad de consumir helados o bebidas frías. Esto es porque sienten cierto alivio frente a las molestas náuseas.

¿Cuándo tomar helado en el embarazo?

Como ves, son frecuentes los antojos dulces en el embarazo, entre otros. Nuestra recomendación es que te mantengas activa, hagas ejercicio para “engañar” a los antojos y que optes por los alimentos saludables como por ejemplo los frutos secos.

Forgot your details?