Dudas

¿Cómo saber si estoy perdiendo líquido amniótico?

Como ya sabrás, el líquido amniótico es un elemento esencial para favorecer el correcto desarrollo del bebé dentro del útero. Este fluido permite, entre otras cosas, proteger al feto de lesiones y cambios de temperatura, por lo que mantener la cantidad adecuada de líquido amniótico durante el embarazo desde el primer momento resulta fundamental para garantizar la salud del bebé. Con ello, una de las mayores preocupaciones en el embarazo son las pérdidas de líquido amniótico, especialmente en el tercer trimestre, cuando podrían confundirse con la rotura prematura de la bolsa y, por tanto, el inicio del momento del parto. Entonces, ¿cómo saber si se está perdiendo líquido amniótico? ¿Cómo diferenciar las pérdidas de líquido amniótico de una rotura de la bolsa? Sigue leyendo para conocer todas las respuestas.

Pérdida de líquido amniótico

En general, cuando una embarazada pierde líquido amniótico, se moja su ropa interior con un líquido similar al agua que fluye lenta pero constantemente. También podrías notarlo al realizar determinados movimientos. El líquido amniótico suele ser incoloro o blanquecino, menos espeso que el flujo y, en ocasiones, contiene partículas blancas o un poco de sangre. No obstante, a veces resulta difícil diferenciarlo de pérdidas de orina o flujo vaginal.

Cómo detectar una pérdida de líquido amniótico

Muchas embarazadas se preguntan cómo detectar las pérdidas de líquido amniótico. Algunos expertos recomiendan colocar un pañuelo oscuro en la ropa interior para detectar posibles pérdidas del líquido. Si observas restos de color blanquecino y espeso, se trataría de flujo vaginal, mientras que si fuera húmedo y oliera a orina, se trataría de una pérdida de orina. En cambio, si fuera húmedo y no percibieras ningún olor en particular, podría ser líquido amniótico.



Si continúas teniendo dudas sobre cómo saber si estás perdiendo líquido amniótico o es flujo, es aconsejable orinar para vaciar bien la vejiga y descartar así posibles pérdidas de orina. También recomiendan dar un pequeño paseo y toser varias veces.

Ante cualquier duda o sospecha de una posible pérdida de líquido amniótico, es importante acudir al médico para que evalúe tu estado y determine si se trata o no de un caso de pérdida de líquido amniótico. Además, comprobará por medio de una ecografía la cantidad de líquido amniótico.

Para reconocer la pérdida de líquido amniótico en el embarazo, puedes consultar la información que encontrarás a continuación por trimestres:

Forgot your details?