El embarazo

Cómo se trata la leucorrea durante el embarazo

Hay determinadas molestias o situaciones que, sin ser exclusivas del embarazo, se pueden acentuar en ese momento. La leucorrea, una secreción vaginal pegajosa y blanquecina, es bastante frecuente cuando estás embarazada. Sin que sea normalmente signo de nada grave, es normal que te preguntes ¿cómo se trata la leucorrea durante el embarazo? Más que nada porque no es nada conveniente ningún tipo de medicación, por inocua que te parezca, si no has consultado con el médico.



Cómo se trata la leucorrea en el mujer embarazada

Natalia Deriabina || Shutterstock

La leucorrea en el embarazo es habitual porque es un mecanismo natural del organismo para desechar las bacterias y proteger al bebé. También por los elevados niveles de estrógeno. Te contamos esto para tranquilizarte, no vayas a pensar que es algo grave. Pero debes saber cuáles son los 6 síntomas de la leucorrea en el embarazo más frecuentes, y informarte sobre un tratamiento para la leucorrea abundante, sobre todo para evitar que derive en una infección. Es lo que vamos a ver a continuación.

Tratamiento natural contra la leucorrea para embarazadas

No olvidamos nuestra recomendación inicial de siempre, ante cualquier duda en el embarazo o molestia, acude a tu ginecólogo, que será quién te pueda plantear el mejor tratamiento contra la leucorrea. Sin embargo, hay algunas medidas y consejos que se pueden usar como tratamiento natural para la leucorrea.

Como primer tratamiento de la leucorrea durante el embarazo es esencial que mantengas tu ropa interior lo más seca posible, usando protegeslips o cambiándote frecuentemente. Evita los geles, jabones y productos íntimos con perfume pues pueden favorecer una infección vaginal. Y los pantalones, mallas o ropa demasiado ajustados. Usa tejidos naturales y que favorezcan la transpiración, para que la zona no esté húmeda.

Otras fórmulas de tratamiento natural para la leucorrea, aunque no está demostrada su eficacia y, en cualquier caso, deberías comentar con tu médico son:

  • Infusiones de hoja de roble, de ortiga blanca, de cilantro o de grosella. También el agua de cocer arroz. Pero, siempre teniendo en cuenta que es un tratamiento para la leucorrea en el embarazo de carácter fisiológico, descartada cualquier patología.
  • Darte un baño, de unos 20 minutos, añadiendo unas gotas de aceite de árbol de té al agua. Después, seca con minuciosidad la zona con una toalla suave.
  • Tratamiento de la leucorrea con plantas medicinales como Amalaki, Symplocus racemosus, Ficus glomerata, Ashoka o Indica Saraca.
Tratamiento contra la leucorrea en el embarazo

llaszlo || Shutterstock

Tratamiento farmacológico contra la leucorrea para embarazadas

Con un simple análisis del flujo blanco vaginal se determina cuál es su origen. Es el primer paso necesario y determinante para ver cómo se trata la leucorrea en el embarazo. Permite, entre otras cosas, que se aplique un tratamiento farmacológico de leucorrea específico y eficiente:

  • Si la causa es un hongo, no reviste gravedad. Se trata con medidas higiénicas y antimicóticos locales, los famosos óvulos vaginales o una crema.
  • Si se trata de una infección, sobre todo si está cerca el momento del parto, puede que sea necesario el uso de un antibiótico para evitar que el bebé se contagie en el momento de su salida por la vagina. No es frecuente, pero a veces puede debilitar las membranas amnióticas, por lo que siempre se debe ir al médico.

Por último, queda la posibilidad de un tratamiento homeopático para la leucorrea. Ya te decimos que no es una buena opción si estás embarazada. Se suele usar Cantharis para infecciones vaginales y cistitis. No nos cansaremos, no obstante, de insistirte que cualquier medicina o producto que te pongas o te tomes debe ser aprobado por tu especialista.

En cualquier caso, debes quedarte con la idea de que la leucorrea en el embarazo no es preocupante. El cómo se trata la leucorrea durante el embarazo lo determinará su origen, aunque en ningún caso son medidas complicadas.

Forgot your details?