Dudas

¿Puedo usar tacones si estoy embarazada?

Fueras o no una adicta a los tacones antes de tu embarazo, es posible que en algún momento de la gestación te plantees la siguiente cuestión: ¿puedo usar tacones si estoy embarazada? Aunque hay mujeres que están acostumbradas a lucir tacones incluso antes de quedar embarazadas, usar o no usar tacones durante el embarazo es una de las preguntas que inundarán tu mente en la dulce espera, sobre todo en el momento que tengas que acudir a algún evento importante con un atuendo formal o elegante, como una boda o una graduación. Antes de descubrir si puedes o no usar tacones estando embarazada, es importante que tengas en cuenta el trimestre del embarazo en el que te encuentras y, sobre todo, tener en cuenta la opinión de tu médico para prevenir riesgos.

¿Puedo usar tacones altos si estoy embarazada?



Lo primero que debes saber respecto al uso de tacones durante el embarazo es que deberás evitar llevar tacones altos. Piensa que tu cuerpo se está adaptando a unos cambios físicos importantes y, por tanto, el eje de equilibro del cuerpo cambia durante estos nueve meses. Usar tacones altos en el embarazo podría provocar inestabilidad en tu cuerpo y estarías expuesta a sufrir caídas o esguinces de tobillo. Además, entre los cambios hormonales del embarazo se encuentra el aumento de la hormona elastina, la cual provoca el estiramiento de los músculos y su consecuente ablandamiento en vistas al momento del parto.

¿Es seguro usar tacones en el primer trimestre del embarazo?

Muchas mujeres se preguntan si pueden usar tacones al principio del embarazo. Ante esta cuestión, debes saber que durante el primer trimestre del embarazo la futura mamá puede usar el mismo calzado que usaba antes de la concepción, aunque este hábito no debe extenderse al segundo y al tercer trimestre. El aumento del volumen del útero y del peso de la madre hace que a partir del segundo trimestre el uso de tacones quede restringido. Con ello, será a partir del cuarto mes cuando debas prestar más atención a la hora de elegir el calzado diario.

Es aconsejable optar por calzado cómodo, amplio y firme (zapatos planos, deportivas, etc.) durante los meses de gestación. Ten en cuenta que una de las molestias más frecuentes entre las embarazadas es la retención de líquidos, de manera que el uso de tacones no haría sino acentuar la inflamación de los tobillos, la hinchazón de los pies y el dolor en el arco y en el talón al final del día. Como máximo, los expertos recomiendan los zapatos con tacón de 3 cm siempre y cuando la mujer pueda caminar cómodamente.

Riesgos de usar tacones estando embarazada

Peligros de usar tacones estando embarazada

Antes de decidir que vas a usar zapatos de tacón estando embarazada, es importante que tengas en cuenta los riesgos a los que te expones. A continuación, te detallamos las posibles consecuencias de usar tacones durante el embarazo:

  • Aumentan el riesgo de sufrir caídas, torceduras del tobillo y rozaduras.
  • Incrementan la posibilidad de tener los pies hinchados y los tobillos inflamados.
  • Dificultan la circulación sanguínea en las piernas.
  • Podrían provocar dolores de espalda y cervicales.

Forgot your details?