Parto

Cómo actuar ante un parto de emergencia

Aunque se haya calculado la fecha probable del parto en la que la embarazada dará a luz esto no es una garantía de que no ocurra un parto de emergencia. Es decir, que a la mujer no le de tiempo a llegar al hospital para tener a su hijo. ¿Qué hacemos si nos encontramos con un parto de urgencia? ¿Cómo actuar ante un parto de emergencia? Estos son los primeros auxilios a tener en cuenta.



Cómo debe ser la asistencia en un parto de ugencia

Syda Productions || Shutterstock

Consejos básicos para atender un parto extra hospitalario

Por lo general, el control del embarazo permite saber en qué momento puede ponerse una mujer de parto. No obstante, esto no significa que una mujer rompa aguas lejos del hospital y no haya tiempo para trasladarla. Estamos hablando de los partos de emergencia. Esos que muchas veces salen en las noticias cuando una mujer da a luz en un taxi, en plena calle o en cualquier otro lugar que no sea un centro médico.

¿Cómo se sienten las contracciones braxton hicks?

Leszek Glasner || Shutterstock

Sea un parto prematuro o no esta es una situación bastante sorprendente que nos podría pasar a cualquiera. ¿Qué hacer si nos encontramos con un parto urgente? Los primeros auxilios para un parto de urgencia son:

  1. Llamar a los servicios de emergencia. Aunque la mujer de a luz antes de que lleguen será necesario que estén presentes para atenderla tras el parto y llevarla al hospital.
  2. Tranquilizar a la embarazada. A las mujeres embarazadas les preocupa mucho que su bebé nazca sano. Tener un parto de emergencia puede disparar su preocupación y ansiedad. Por esta razón, es importante que le hagas saber que los servicios de emergencia están de camino y que no debe preocuparse por nada. Ayúdala a respirar y no dejes que haya demasiada gente a su alrededor.
  3. Buscar un lugar cómodo y limpio. Si es posible, para atender un parto extrahospitalario se debe contemplar la posibilidad de mover a la mujer a un sitio más cómodo e higiénico. Si dispones de ropa limpia colócala debajo de la mujer y cubre su zona genital. También es importante lavar su zona genital con agua y jabón para higienizarla, siempre que haya opciones de hacerlo.
  4. Recuesta a la mujer sobre su espalda y con la rodillas flexionadas. Si la embarazada no puede acostarse o prefiere estar de cuclillas. Hay que estar pendiente en el momento de la expulsión para recoger al bebé con total seguridad.
  5. Acompaña a la futura mamá en sus contracciones y recuérdale que debe respirar despacio y profundo en cada una de ellas.
  6. En el momento en que la cabeza del bebé empiece a asomar es importante que pidas a la mujer que deje de empujar para evitar posibles desgarros. Durante la salida del bebé es mejor que jadee y respire, pero no que empuje.
  7. Cuando la cabeza del niño esté fuera la madre debe aguantar la respiración durante esta fase del parto y volver a empujar. Durante cada contracción el ayudante deberá colocar su mano bajo la abertura vaginal y presionar una suave presión con cada contracción. Es importante sostener la cabeza del bebé con las dos manos mientras empieza a salir su cuerpo. No fuerces ningún movimiento, ya que el niño girará por sí mismo para acabar de nacer.
  8. Una vez nacido el bebé, sostenlo con la cabeza hacia abajo y los pies por encima de la cabeza para drenar los líquidos. Después que el bebé comience a llorar, limpia su nariz y boca para después colocarlo sobre su madre. Abrígalo y no cortes el cordón umbilical.
  9. Si cuando el niño nace tiene el cordón umbilical enrollado, cógelo con el dedo índice y pásalo con cuidado sobre la cabeza del bebé con un movimiento rápido, pero suave.

Si el parto se complicara no intentes hacer maniobras que desconoces. Espera a que lleguen los servicios de emergencia y trata de mantener la calma.

  • ¿Te ha servido de ayuda?
  • No

© 2008 - 2019 elembarazo.net. Todos los derechos reservados.

Forgot your details?