Espermicidas anticonceptivos: uso y precauciones

Al igual que muchos de los métodos anticonceptivos, los espermicidas anticonceptivos son otra de las formas de evitar el embarazo no deseado. Combinado con el uso del condón y aunando estas dos barreras, conseguiremos no tener gestaciones no deseadas y, además nos protegeremos de las ya conocidas ETS (Enfermedades de Transmisión Sexual).

¿Es efectivo el espermicida anticonceptivo?

ZephyrMedia || Shutterstock

 

Pero, ¿aún no te suena el nombre de espermicidas? Existen diferentes tipos de preservativos masculinos y femeninos y varios métodos anticonceptivos. Pues bien, a continuación, os vamos a explicar qué son los espermicidas anticonceptivos, sus usos más comunes, así como la efectividad, precauciones y todo lo relacionado con el buen uso de los mismos.

¿Qué son los espermicidas anticonceptivos?

Los espermicidas anticonceptivos no son más que unas sustancias químicas, bien en forma de óvulos, cremas, láminas, geles o espuma que impiden que los espermatozoides masculinos lleguen al óvulo femenino, impidiendo así la fecundación para la creación de nueva vida.

La mayor parte de los espermicidas están compuestos por un agente activo denominado nonoximol-9 que lo que hace es matar al espermatozoide lentamente, para que así no se mueva y no pueda viajar hacia el óvulo. También encontramos espermicidas compuestos por clururo de benzalconio, menfegol o clorhexidina, entre otros.

Para saber cómo se utilizan los espermicidas anticonceptivos para evitar quedarnos embarazadas solo tenemos que ver qué tipo es el que vamos a utilizar. Por ejemplo, si usamos la espuma que se comercializa en formato de aerosol, se puede aplicar directamente en la vagina con el aplicador.


Se tiene que aplicar aproximadamente 30 minutos antes de mantener una relación sexual. Esto mismo ocurre con otros tipos de espermicidas, que no tienen efectividad inmediata, por lo que siempre vamos a tener que esperar un determinado lapso de tiempo antes de que vayamos a realizar relaciones.

Los más rápidos, los que se administran directamente introduciéndolos en la vagina, pues solo tendremos que esperar 15 minutos y su duración suele ser de aproximadamente una hora tras su aplicación.

Efectividad de los espermicidas anticonceptivos

En alguna ocasión ya hemos hablado sobre la eficacia de los métodos anticonceptivos, en cuanto a la efectividad de los espermicidas anticonceptivos, destacar que, en cualquiera de sus formatos, suele rondar el 90%.

Si seguimos las instrucciones de uso que suelen acompañar a los espermicidas, no tendremos problemas de ningún tipo en que cumplan sus funciones como es debido. Si, solo lo vamos a utilizar muy de vez en cuando, ya sea porque tenemos relaciones muy esporádicas o porque usamos otro tipo de métodos en cada relación, debes saber que la efectividad puede disminuir hasta un 75%.

Cómo usar los espermicidas anticonceptivos

Photographee.eu || Shutterstock

Además, como ya explicamos al inicio, no se debería usar única y exclusivamente. Es decir, que se tiene que complementar con otro tipo de anticonceptivo, como podría ser el condón o el diafragma. Por ello, te recomendamos que repasar cuáles son los motivos para usar el preservativo y que no debes ignorar. Con ello conseguimos una efectividad total, además de protegernos contra enfermedades de transmisión sexual que solo los espermicidas no realizan.

Se recomienda su uso en parejas que, por problemas adversos, no pueden usar otro método diferente anticonceptivo. No se debe usar en mujeres que tengan alergias a los componentes de los espermicidas, especialmente al nonoximol-9, o las que tengan alto riesgo de padecer HIV o tengan cáncer cervical. Ante cualquier duda sobre el uso de los espermicidas anticonceptivos, lo recomendable es preguntarle a tu ginecólogo y que te ofrezca todos los detalles sobre este método.

Precauciones: según varios estudios analizando el uso de espermicidas en las relaciones sexuales de pareja se ha comprobado que si se usa de manera repetida puede afectar a la zona de la vagina creando pequeñas lesiones o que facilite el contagio de infecciones en la misma parte del aparato reproductor femenino.

Puede, también, ocasionar irritación, hongos, sensación pringosa o grasienta en la vagina, entre otros efectos secundarios. Si esto ocurre, debemos acudir al médico para que pueda diagnosticarnos otro método anticonceptivo más apropiado para nuestro cuerpo.

  • ¿Te ha servido de ayuda?
  • No
  • S. DÍAZ, V. SCHIAPPACASSE. ¿Qué y cuáles son los métodos anticonceptivos? Consulta online: https://icmer.org/wp-content/uploads/2019/Temas_destacados/Anticoncepcion/Que-y-cuales-son-los-metodos-anticonceptivos-01122017-1.pdf
  • Dirección General de Salud Pública. Castilla la mancha. Salud sexual, guía de métodos anticonceptivos.Consulta online: http://www.portaljovenclm.com/documentos/saludJoven/SaludJoven_Guia_Anticonceptivos.pdf
  • Organización mundial de la salud. Recomendaciones sobre las prácticas seleccionadas para el uso de anticonceptivos. 2018. Consulta online: https://apps.who.int/iris/bitstream/handle/10665/259814/9789243565408-spa.pdf;jsessionid=3B5934ADA25530252D5188B4FE76E9C9?sequence=1

© 2008 - 2019 elembarazo.net. Todos los derechos reservados.

o

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

o    

¿Olvidó sus datos?

o

Create Account